Principios para usar una ingletadora

Para conocer cuáles son los principios para usar una ingletadora es necesario saber qué es y para qué sirve. Esta máquina es un tipo de sierra, pero con forma de disco y va apoyada a una estructura metálica que le proporciona estabilidad.

La ingletadora es una de las principales herramientas de los carpinteros, que permite realizar cortes en ángulo y transversales de forma precisa. Existen varios tipos de ingletadora, pero la más usada en la actualidad es la eléctrica.

ingletadora
ingletadora

Principios para usar la ingletadora

Los principios que a continuación se presentan te ayudarán a aprender cómo usar está herramienta de forma sencilla. Pero es recomendable antes de comenzar a usar esta herramienta leer el manual e identificar cada una de sus partes y la función de cada una de ellas.

Cuando te hayas familiarizado con ellas sigue los pasos que a continuación se presentan:

Paso uno

Esta máquina es  estática, pero puede moverse y para evitar que esto ocurra tiene un brazo sujetador. Esta pieza permite mantenerla sujeta a la mesa donde se va a trabajar, algunos modelos permiten que se atornille para mayor seguridad.

Paso dos

Esta herramienta tiene un ángulo varía entre 45° y 90°, esto es lo primero que debes ajustar. Porque este sistema es el que permite darle una orientación al disco de acuerdo con el corte que se quiere conseguir.

Paso tres

Es muy importante elegir el disco, lo cual va a depender del trabajo a realizar y del tipo de material a cortar. Cuando esto esté definido debes elegir entre un disco o de otro tipo.

Paso cuatro

La ingletadora tiene un contenedor de aserrín, antes de comenzar a usarla debes colocarlo, va ubicado en la parte trasera de la máquina. Esto con el propósito de evitar que el aserrín entorpezca la visión en el momento en que se esté usando la ingletadora.

Paso cuatro

Cuando ya se han realizado todos los ajustes indicados, puedes comenzar a usar la ingletadora. Para ello debe ubicar en el mango de la máquina un gatillo que funciona como dispositivo de seguridad, para activarlo sólo hay que presionarlo.

Paso cinco

Lo siguiente es colocar en la mesa de la ingletadora el material a cortar, después se enciende la máquina. Para comenzar a cortar es necesario esperar que alcance al máximo de sus revoluciones. La sierra no debes bajarla hacia el material cuando recién ha sido activada.

Cuando hayas realizado el corte, tienes que esperar a que la sierra se detenga estando incrustada en el material, para poder retirarla. La sierra no la debes retirar del material mientras esté funcionando.

Paso siete

La ingletadora también tiene un brazo sujetador secundario, el cual permite sujetar en la mesa el material a cortar. Este brazo permite que centres tu atención en maniobrar la sierra y así evitar en lo posible el exponer las manos a la sierra.

Este brazo proporciona más firmeza a la ingletadora y al material a cortar, lo que ayuda a conseguir cortes más precisos.

Paso ocho

Esta herramienta en la parte trasera cuenta con un perno, al cual se le pueden hacer ajustes para seleccionar la profundidad de la sierra. Este es un proceso sencillo y rápido, trae una pieza metálica con la que se gira el perno hasta lograr la profundidad requerida. Para realizar este proceso es necesario tener desenchufada y apagada la ingletadora.

Paso nueve

Algunos modelos de ingletadoras incorporan un láser cuya función es de indicador que permite ubicar de forma correcta el material a cortar. Este láser puedes utilizarlos para ahorrar más tiempo cuando se busca ubicar correctamente el material a cortar. También lo puedes usar para lograr mayor precisión.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.