5 principios de diseño web

Crear una página web eficiente que cumpla con las expectativas, aumente la capacidad de retención y comunique la idea del negocio no es una tarea sencilla. Implica un trabajo de diseño largo y exhaustivo.

El diseño de una web importa tanto como la elección del hosting, dominio y el nombre. Es lo primero que verán los clientes antes de comprar un producto o contratar servicios.

Bien.

¿Eres principiante y quieres forjar una carrera sólida como diseñador? Necesitas aprender estos 5 principios de diseño web, que independientemente del tipo de página, sentarán las bases para conseguir un resultado de calidad.

Aplicando estos principios lograrás:

  • Aumentar el número de conversiones
  • Transmitir el mensaje de tu negocio
  • Captar la atención de los visitantes
  • Generar confianza con un diseño profesional
  • Crear una experiencia amena

5 principios de diseño web

Los siguientes principios forman parte de un conjunto de reglas que los diseñadores deben seguir al momento de crear una nueva web.

¿Estás preparado?

1. Flujo de lectura

Me sorprende encontrar páginas web con un esquema ancho. Error garrafal. Las personas no leen, escanean el contenido.

Como diseñar una web

Sabiendo que los usuarios buscan la información más relevante, ¿por qué complicarles el trabajo?

Mientras más estrechas sean las columnas, mejor.

Hay que darle los que ellos quieren. Tienen prisa y no desean perder tiempo leyendo una página que cubra toda la pantalla.

Si tienes problemas para modificar el ‘esqueleto’ de la web, contrata una web design agency.

2. Sigue un plan

Te pongo un ejemplo: imagina que te toca diseñar una página web de un e-commerce de prendas para mujeres.

¿Por dónde comenzar? ¿La estética? ¿Las funciones? ¿El contenido? ¿La plantilla?

¿Qué forma debería tener? Se me ocurre una tienda que muestre acertadamente los productos, clasifique los artículos por categorías, tenga un carrito de ventas, etc.

Pero: ¿qué hacer primero?

Antes de siquiera empezar a mover un elemento, elabora un plan que seguir. Facilita tu trabajo.

Con un plan te organizarás mejor. También tendrás una idea sobre el resultado final.

Preséntale el plan al cliente antes de iniciar para que haga los cambios y no cuando estés culminando.

3. Mientras más simple, mejor

No te compliques. Créelo: no vale la pena buscar un diseño web super pensado, único en el mundo, con colores exóticos y un montón de componentes que, aunque lucen bien, aleja a los clientes.

Los abrumará al instante.

En cambio, ve por lo seguro: una página web simple, adaptada a tus necesidades, con colores que transmitan un mensaje, una tipografía legible e imágenes ligeras.

Aquí unos tips de diseños web rápidos:

  • No uses más de cinco colores.
  • Con dos o tres tipografías es más que suficiente. Si usas más, confundirás a tus visitantes. Esto también forma parte de la identidad visual.

4. Jerarquía visual

La jerarquía visual de los elementos el ABC del diseño. Lo primero que aprenderás y lo que más usarás cuando estés haciendo la web.

No hay nada que no sepas: lo más importante primero, clasifícalo según tus intenciones, sigue una lógica y ordenarlo según el tamaño.

Por ejemplo, no puedes colocar un formulario de contacto antes que la propuesta de valor. ¿Cómo se van a suscribir a lo que se conocen?

Es importante clasificar bien los elementos para facilitar la experiencia de navegación. Lo mismo con los botones, las llamadas a la acción y el contenido.

5. Adaptado a todos los dispositivos

Aquí un dato: 5.190 millones de usuarios usan sus teléfonos móviles para navegar en Internet. Imagina crear una web pensando únicamente en ordenadores.

Estás perdiendo oportunidades para captar clientes y convertir leads.

Principios de diseño web

Cuando diseñes la web, prueba cómo se verá en móviles, tabletas y ordenadores. Tienes que adaptar el tamaño, la fuente y colores a todos los dispositivos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.