Principio para pasar de centímetros a centímetros cúbicos

Partiendo del principio que establece que toda materia ocupa en espacio y tiene volumen, es necesario saber qué dimensión espacial esta ocupa; bien sea, para cálculos de inclusión de otros objetos o simplemente, para saber su territorio en el contexto.

Por ejemplo, cuando se adquiere una motocicleta, la definición del tamaño del motor, será comprendido a partir de centímetros cúbicos; en consecuencia, esta unidad de medida, resulta de amplia utilidad.

Ahora bien, cuando se trate de comprender ejemplo de centímetros cúbicos, es necesario establecer una importante diferenciación, el centímetro (cm) ha de medir longitud y, el centímetro cúbico (cm3) se refiere a su volumen en el espacio.

Sean bienvenidos (as) a conocer más acerca de los principios para la trasformación de esta importante unidad de volumen.

Principio para pasar de centímetros a centímetros cúbicos

Tres principios del formato para pasar de cm a cm3

 Para el cálculo de esta medida de volumen, es necesario aplicar la lógica de elevar el número (en caso de ser las mismas medidas en cada lado), por la potencia 3.

El proceso es sencillo, aquí podrá verlo en tres formatos diferentes para su mejor comprensión.

A detallar:

  1. Identificar la cantidad de cubos que caben al interior del cm

Este proceso se conoce como cálculo de prismas rectangulares tridimensionales; recordemos que los cubos tienen tal forma, de tal manera que, podremos multiplicar el largo del objeto x el ancho x el alto y obtener tal medición cúbica.

La fórmula que aplica en resumen es la siguiente:  largo (cm) × ancho (cm) × alto (cm) = centímetros cúbicos (cm³).

  1. Multiplicar un número por sí mismo tres veces

En un sentido más ejemplificado, se trata de medir la dimensión de determinado objeto, esto puede hacerlo a través de una regla o cinta métrica.

Por ejemplo, si deseamos identificar el metro cúbico de una caja, lo primero que debemos hacer es calcular es la medida de cada lado.

Si cada lado mide 10 centímetros, deberá multiplica 10 por 10 resultado será 100.

La sumatoria de las dos medidas en cm, es decir, 10+10 = 20 por 10 nuevamente (el lado restante), le permitirá obtener tal dimensión, es decir, 200 cm3.

  1. El volumen estará determinado por la base 1, base 2 y su altura

Tanto para clases de matemática como para comprensión de lógica espacial, el cálculo tridimensional de un objeto, resulta como bien se ha referido, de una multiplicación secuencial, a fin de hallar su medición cúbica o de volumen.

En este caso, las bases estarán referidas a los laterales del objeto. En caso que, cada lado cuente con medidas diferentes, se habrá de considerar dos ellas como bases y multiplicar respectivamente.

De inmediato, tal resultado, será multiplicado por el diferencial o restante; de esta forma, obtendrá el cálculo del metro cúbico (cm3)

 

 

 

 

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.